Personas difícilesCada caso se deberá estudiar a parte, no es lo mismo tratar con un familiar que con un cliente. Cada persona tiene unas características particularidades y por lo tanto deberemos utilizar estrategias especificas acorde a cada individuo. Pero si no tenemos el tiempo suficiente para ello, podemos aplicar unas sencillas pautas que nos ayudaran.

1. Inmediatamente que detectes a una persona con la que te va a costar encajar, procura entrar en sintonía con ella.
Imita de manera muy sutil sus gestos, su tono de voz al hablar y utiliza su mismo vocabulario.
Cuando ya estés en su mismo canal, procura entonces ir actuando con gestos más tranquilos, para llevarla a otro estado, en sintonía contigo.

2. Ponte en sus zapatos.
Trata de comprender a la persona que tienes frente a ti. Es posible que tenga razón, o al menos visto desde su situación.

Una persona que se siente escuchada, comprendida y apoyada, estará más abierta a escuchar y razonar.

3. Utiliza la asertividad.
Es la capacidad de manifestar nuestra opinión, nuestros sentimientos, deseos y derechos legítimos, de manera educada y pacífica, sin miedo de las respuestas de los demás. Es también saber decir que no, cuando queremos decir no, proteger nuestro tiempo y energías, para que los demás no sobrepasen la línea.

Ponerse en los zapatos de la otra persona e intentar comprenderla, no significa que tener que decir sí a todo. Decir no, no es ponerse en contra de nadie, ni tener que utilizar malas maneras. Se puede expresar todo, con educación y respeto.

Cuando notes que la otra persona está más relajada y que has empatizado, es el momento de exponer tu punto de vista.

5. Rompe con las relaciones tóxicas.
Si te encuentras en una situación en la cual estás aguantando el mal carácter o abusos de alguien, tienes que evaluar el coste de aguantar esa situación. Si no es puntual, sino más bien se ha convertido en un habito, valora si realmente compensa a tu calidad de vida y/o tu negocio.

Cuando una relación se convierte en tóxica para tu vida y negocio, rómpela sin contemplaciones. Hay mucha gente en el mundo y pronto encontrarás más y mejores personas.

Esto son sólo unas pautas generales para salir de situaciones puntuales, pero si tu caso es más delicado, no dudes en comentármelo, para que lo tratemos en profundidad y encontremos a solución, seguro que la hay.

Estoy a tu disposición si me necesitas.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *